Rusia: hasta 10 muertos y decenas heridos en explosión en el metro de San Petersburgo

649

Una explosión en un vagón del metro de San Petersburgo, en el noroeste de Rusia, dejó este lunes hasta 10 muertos y decenas heridos.
La ministra de Salud, Veronika Skvortsova, detalló que siete personas murieron en el acto, una en la ambulancia y dos en el hospital por la heridas sostenidas y quemaduras severas.
Añadió que 37 personas están siendo atendidas en el hospital, incluyendo una niña de 15 años. Seis personas se encuentran en estado serio.
Sin embargo, las cifras oficiales han estado variando con varias fuentes citando números diferentes y el número de muertos y heridos podría cambiar.
El primer ministro de Rusia, Dimitri Medvedev tildó el hecho de “terrorismo” y la Fiscalía General rusa dijo con anterioridad que el hecho está siendo investigado como tal,pero el presidente Putin aseguró que todas las causas están siendo consideradas.
La detonación sucedió cuando el tren metropolitano se encontraba entre dos estaciones centrales, Sennaya Ploshchad y Tekhnologicheskiy Institut.
Oleg Boldyrev, periodista de la BBC en Moscú, informó que un artefacto explosivo sin detonar fue encontrado en otra estación central camuflado como un extintor de incendios.
El artefacto ha sido desactiva por los especialistas pero todo el sistema de trenes metropolitanos ha sido cerrado y evacuado.
Las autoridades en Moscú, por su parte, anunciaron que el metro de la capital está tomando medidas adicionales para incrementar la vigilancia.

Los servicios de emergencia asisten a las víctimas de la explosión.
Imágenes tomadas en una de las estaciones muestran metal retorcido en uno de los un vagones. Según la corresponsal de la BBC en Moscú, Sarah Rainsford, varios videos grabados con teléfonos celulares muestran a personas ensangrentadas y humo en el lugar del ataque.
El presidente ruso, Vladimir Putin, quien se encuentra de visita en esta ciudad, la segunda en importancia de Rusia, indicó que se estaban investigando las posibles causas, sin descartar que se tratara de un ataque terrorista.
Rusia ya sufrió un ataque similar en 2010, cuando al menos 38 personas murieron luego de que dos atacantes suicidas detonaran bombas en el metro de Moscú.
Imagen satelital de San Petersburgo
“Blanco vulnerable”
La agencia rusa Interfax cita una fuente diciendo que el artefacto explosivo que detonó dentro del vagón estaba lleno de esquirla.
Geoff Edwards, británico que vive a medio kilómetro de la estación Sennaya Ploshchad, en San Petersburgo, le dijo a la BBC por teléfono que, tras la explosión, pudo escuchar muchos helicópteros sobrevolando la zona.
Añadió que el metro de la ciudad siempre está congestionado y, aunque varias estaciones tiene detectores de bombas, es un blanco vulnerable para este tipo de ataques.
La respuesta de las autoridades fue rápida, con numerosas ambulancias llegando pronto a la estación para asistir a las víctimas.
Las imágenes de video muestran personas ensangrentadas yaciendo en la plataforma y otras siendo atendidas por los servicios de emergencia.

La respuesta de los servicios de seguridad y asistencia fue rápida.
A pesar de la emergencia, hubo calma entre la gente y se vieron a varias personas asistiendo a los heridos, comentó Famil Ismailov, editor del Servicio Ruso de la BBC.
“Esto ha sido definitivamente un ataque planeado”, afirmó Ismailov.
“Acto terrorista”
El presidente Vladimir Putin, que se encuentra en San Petersburgo, dio sus condolencias a los familiares de las víctimas.
Y afirmó que ya había hablado con los servicios de inteligencia y seguridad y que todas las posibles causas están siendo consideradas.
Poco después, el primer ministro, Dimitri Medveded, tildó el hecho de “terrorismo” y un portavoz del fiscal general declaró que el incidente está siendo investigado como tal.

Este tipo de ataque nunca ha sucedido en San Petersburgo.
Yuri Vendik, periodista del Servicio Ruso de la BBC, señaló que a pesar de que Moscú y otras regiones en el sur de Rusia han sido blanco de atentados extremistas, este tipo de ataques nunca ha sucedido en San Petersburgo.
Se trata de la segunda en importancia en Rusia y es la ciudad natal del presidente Putin.
En el momento de la detonación, el mandatario se encontraba alejado del centro de San Petersburgo entrevistándose con su homólogo de Bielorrusia, Alexander Lukashenko.
Algunos funcionarios han especulado que el atentado pudo ser un mensaje simbólico contra el presidente.
La semana pasada, Moscú fue escenario de las más multitudinarias protestas contra el gobierno en años recientes.